Saltar al contenido
Limpia tu Vida

Señales de advertencia de la deficiencia de hierro en los niños

Es importante tener niveles suficientes de hierro dentro de la sangre. La falta de hierro puede provocar numerosas complicaciones, como la anemia, una afección con poca cantidad de glóbulos rojos activos que son esenciales para la oxigenoterapia. Si sospecha que sus hijos pueden tener una deficiencia de hierro, debe acompañarlos para ver a un pediatra. Si no se trata, puede provocar un deterioro físico o cognitivo.

¿Cuáles son los signos de deficiencia de hierro en los niños?

En muchos casos, la deficiencia de hierro no presenta síntomas hasta que se desarrolla la aparición de la anemia por deficiencia de hierro. Esto se puede notar con los siguientes síntomas:

  • Piel palida
  • Debilidad
  • Irritabilidad

Los casos graves de anemia por deficiencia de hierro pueden provocar los siguientes síntomas:

  • Hinchazón de manos y pies
  • Aumento de la frecuencia cardíaca
  • Falta de aliento

Es posible que los recién nacidos post-maternos desarrollen ictericia (coloración amarillenta de la piel) si tienen anemia hemolítica. La deficiencia de hierro en los niños también puede causar una condición de comportamiento conocida como “pica” en la que un niño come sustancias extrañas, como la suciedad.

Si su hijo presenta alguno de los síntomas anteriores o si sospecha que su hijo podría estar anémico, consulte al pediatra para que lo examine y lo trate.

¿Es peligrosa la deficiencia de hierro para los niños?

Los síntomas anteriores pueden ser preocupantes para los padres, pero pueden surgir complicaciones adicionales, que incluyen el deterioro físico y cognitivo antes mencionado (que puede ser irreversible), así como un mayor riesgo de infección y envenenamiento por plomo.

¿Su hijo está en riesgo de deficiencia de hierro?

Si su hijo tiene los siguientes factores de riesgo, él o ella pueden tener una mayor posibilidad de deficiencia de hierro. Preste mucha atención a los signos anormales y aumente ligeramente la ingesta de hierro.

1. Peso natal prematuro y bajo

Los bebés que nacen a término tienen suficientes reservas de hierro que pueden durar hasta seis meses. Los bebés que nacen prematuramente o tienen un peso de nacimiento inferior al esperado pueden haber agotado las reservas de hierro que pueden durar solo dos meses, lo que los hace más susceptibles a desarrollar una deficiencia de hierro.

2. Beber solo leche de vaca

La leche de vaca es baja en hierro y también puede interferir con la capacidad natural del bebé de absorber hierro de otras fuentes. La leche de vaca también puede causar irritación en el estómago de su hijo. Por lo tanto, debe evitar darle leche de vaca a su hijo durante el primer año y optar por la lactancia natural o fórmula especializada.

3. Dietas bajas en hierro

El hierro de nuestro cuerpo, como la mayoría de los nutrientes y vitaminas, se absorbe a través de los alimentos que consumimos. En promedio, se absorbe alrededor de 1 mg por cada 10-20 mg de hierro consumido. Es probable que se desarrolle una deficiencia de hierro en los niños si se consume una dieta desequilibrada con falta de hierro.

4. Chorros de crecimiento

A medida que su hijo crezca, requerirá más hierro en su dieta para acompañar su crecimiento natural y la producción de glóbulos rojos. Si la ingesta de hierro no aumenta durante los brotes de crecimiento, es probable que su hijo tenga deficiencia de hierro.

5. Anormalidades del tracto gastrointestinal

Si se produce una anormalidad en el tracto gastrointestinal donde se absorbe el hierro, como lo que puede ocurrir después de la cirugía gastrointestinal, es posible que su hijo tenga problemas para absorber el hierro, lo que conduce a una deficiencia.

6. Pérdida de sangre

Su hijo puede perder sangre de muchas maneras, como lesiones o hemorragia gastrointestinal. Perder demasiada sangre puede provocar anemia.

¿Cómo se trata la deficiencia de hierro en los niños?

En la mayoría de los casos, la deficiencia de hierro en los niños se puede tratar con la ingesta diaria de suplementos de hierro. También puede cambiar su dieta y darles multivitaminas que contengan hierro. El problema puede tardar hasta seis meses en eliminarse por completo. Es importante hablar con un profesional de la salud antes de intentar cualquier tratamiento, ya que la dosis incorrecta de hierro puede provocar más complicaciones que beneficios. Los siguientes son varios consejos sobre los tratamientos de la deficiencia de hierro en los niños:

1. Los suplementos deben tomarse con el estómago vacío para absorber el hierro de manera más eficiente.

2. Evite dar hierro con líquidos como la leche, ya que esto afectará la capacidad del cuerpo para absorber el hierro.

3. Los alimentos ricos en vitamina C, como las naranjas, pueden ayudar con la absorción de hierro.

4. Si el tratamiento ha demostrado ser ineficaz, lo que puede determinarse por los síntomas de su hijo que no alivian o por más exámenes médicos, se puede requerir un curso de acción más drástico en forma de una transfusión de sangre.

Cómo prevenir la deficiencia de hierro en los niños

1. Amamantar o usar fórmula fortificada con hierro

La mejor y más fácil absorción de hierro para niños menores de un año es la leche materna. Es por eso que se recomienda que continúe amamantando durante al menos un año. Si no puede hacerlo, opte por una fórmula fortificada con hierro.

2. Sirva una dieta equilibrada

Cuando su hijo pueda consumir alimentos sólidos, opte por alimentos que sean ricos en hierro, como el cereal para bebés. A medida que crecen, las buenas fuentes de hierro incluyen verduras de hoja verde oscuro, pescado, pollo, carne roja y frijoles. Entre las edades de uno a cinco años, el consumo de leche de vaca debe limitarse a 710 mililitros (24 onzas) por día.

3. Promueva la absorción con vitamina C

Como se mencionó, la vitamina C ayuda con la absorción de hierro. Esto se puede encontrar en alimentos como naranjas, tomates, melones, fresas, brócoli, papas y kiwi.

4. Tomar suplementos de hierro

La deficiencia de hierro en los niños a menudo se trata con suplementos de hierro. Si su hijo tiene un mayor riesgo de desarrollar anemia por deficiencia de hierro, como si nacieran prematuramente, puede ser conveniente implementar suplementos de hierro.

¿Cuánto hierro necesitan los niños?

Grupo de edad Cantidad recomendada de hierro diario (mg)
7-12 meses 11
1-3 años 7
4-8 años 10
9-13 años 8
14-18 años (niñas) 15
14-18 años (niños) 11